Bloggin Madrid

Almodóvar y Madrid

Categoría: Diversión 6 abril 2016
La Corona de Espinas, La piel que habito

La Corona de Espinas, La piel que habito

Pedro Almodóvar ya está listo para el estreno de su último filme, Julieta, y una vez más Madrid formará parte del ecléctico telón de fondo que tanto lo caracteriza. Durante décadas, el maestro manchego ha tejido un sinfín de historias cinematográficas a través de sus calles, capturando sus duros contrastes, las peculiares personalidades de la gente que la habita y su sutil metamorfosis para llegar a ser una capital europea moderna. Las películas de Almodóvar son una carta de amor incondicional a su ciudad de adopción, pero también constituyen una de las mejores formas de constatar su transformación a lo largo de los años. Si quieres atravesar la gran pantalla y descubrir Madrid según la visión de uno de los directores españoles más célebres, te proponemos a continuación diez puntos de referencia para trazar tu ruta.

Bar La Bobia, Laberinto de pasiones

Bar La Bobia, Laberinto de pasiones

1.  Bar La Bobia (Laberinto de pasiones, 1982)

San Millán, 3

En uno de sus primeros largometrajes, Almodóvar describe La Bobia con exquisito detalle. Está presente desde el inicio de la película, donde los dos protagonistas, Riza Niro (Imanol Arias) y Sexi (Cecilia Roth), se sientan y fuman en la terraza. Situado cerca de ese Rastro que se transforma en un laberinto de pasión diferente cada domingo en forma de mercadillo, el bar es conocido por ser uno de los lugares clave del movimiento contracultural de la Movida madrileña. En sus días de gloria era el microcosmos perfecto del bullicioso espíritu de los años ochenta, frecuentado por toda una vanguardia de escritores, roqueros, músicos, punkis y pintores de la ciudad. Después de cerrar durante un tiempo, reabrió sus puertas recientemente con el mismo nombre, pero es un lugar mucho más sosegado, que sirve una suntuosa carta de platos asturianos… y sin una cresta a la vista.

Viaducto, Matador

Viaducto, Matador

2. Viaducto (Matador, 1986; Los abrazos rotos, 2009; Los amantes pasajeros, 2013)

Bailén, s/n

Este icónico puente ha aparecido en tantas películas de Almodóvar que se ha convertido de alguna forma en un elemento básico en ellas. Muchos aficionados creen que es una especie de representación de la muerte debido a su peligrosa historia. Apareció por primera vez en Matador, filme que explora la delgada línea entre la pasión y la muerte. Más tarde, en Los abrazos rotos (2009), donde  el personaje de Lluis Homar vive en un apartamento en la calle Segovia (justo debajo del viaducto). En la comedia Los amantes pasajeros, el imponente puente es uno de los pocos lugares exteriores de la película, en la que las actrices Blanca Suárez, Carmen Machi y Paz Vega se reúnen allí por una serie de desafortunadas coincidencias. Merece la pena visitarlo, ya que no sólo sirve como conexión vital entre el centro histórico de la ciudad y el Palacio Real. También ofrece magníficas vistas.

Conde Duque, Law of Desire

Conde Duque, La ley del deseo

3.  Centro Cultural Conde Duque (La ley del deseo, 1987)

Conde Duque, 9-11

Cuando Carmen Maura en La ley del deseo camina por una calle desierta durante una calurosa noche de verano en Madrid, le grita a un barrendero: “¡Riégueme! ¡No se corte!”.  Mientras él la riega con un chorro de agua, su personaje entra en éxtasis y se transforma; los madrileños, familiarizados con el calor nocturno del pavimento de la ciudad, empatizarían seguramente con su alegría. La escena se rodó en la calle Conde Duque, entonces llena de obras y andamios, lo que nos da una pista de la futura transformación del barrio. Hoy en día, esta es una de las zonas de moda en Madrid, donde se encuentran algunos de los mejores restaurantes, cafeterías y tiendas. La fachada ornamentada ante la cual se detiene Maura para empaparse es en realidad la entrada al antiguo cuartel militar de la Guardia Real que, tras una larga restauración, es ahora el Centro Cultural Conde Duque.

Villa Rosa, Tacones lejanos

Villa Rosa, Tacones lejanos

4. Villa Rosa (Tacones lejanos, 1991)

Plaza de Santa Ana, 15

Letaldrag queen interpretada por Miguel Bosé en Tacones lejanos, actúa en este extravagante lugar, que, en la vida real, es el famoso tablao flamenco Villa Rosa. Los azulejos minuciosamente decorados que cubren la fachada encajan a la perfección con los interiores, de estilo tradicional, y con los artistas que dan vida al escenario cada día. Después de disfrutar de un espectáculo, siéntate en alguna de las muchas terrazas de la adyacente plaza de Santa Ana  y mira el inevitable drama diario que se desarrolla ante ti.

Plaza de La Paja, La flor de mi secreto

Plaza de La Paja, La flor de mi secreto

5. Plaza de La Paja(La flor de mi secreto, 1995)

Plaza de La Paja

Escondida en el animado barrio de La Latina, la plaza de La Paja es una de las más pintorescas de Madrid. No esperes unas asombrosas vistas del horizonte la ciudad. En lugar de eso, encontrarás terrazas donde los vecinos se reúnen para darse un festín de tapas, raciones y menús del día. Llena de árboles y rodeada de edificios históricos, la plaza es el lugar donde se sitúa la casa de Marisa Paredes en La flor de mi secreto. La película también incluye una memorable escena de baile en la Plaza Mayor, pero al contrario de lo que ocurre en pantalla, es muy poco probable que encuentres este sitio tan popular vacío alguna vez.

Taberna Ángel Sierra, La flor de mi secreto

Taberna Ángel Sierra, La flor de mi secreto

6.  Taberna Ángel Sierra (La flor de mi secreto, 1995)

Gravina, 11

Uno de los bares más queridos y antiguos de Madrid se puede ver en La flor de mi secreto cuando el personaje de Marisa Paredes, Leo Macías, y su amiga Betty, interpretada por Carme Elías, quedan para cenar. En los veintiún años pasados desde que se estrenó esa película, el bar no ha cambiado un ápice, y eso es lo que parece gustarle a los sabios rostros de los bien vestidos camareros. La mejor forma de disfrutar de esta taberna (y quizás de Madrid) es pedir una caña, un vermú y unas banderillas y ver la acción en la plaza de Chueca, justo delante ti. El barrio de alrededor ha cambiado mucho desde que el personaje de Antonio Banderas en ¡Átame! (1989) nos dio una visión de la sordidez y la miseria que ensuciaban las calles de Chueca en los años 80 y 90. Hoy es uno de los barrios más populares de Madrid, hogar sentimental del movimiento LGTB de la ciudad.

Cine Doré, Hable con ella

Cine Doré, Hable con ella

7. Cine Doré (Hable con ella, 2002)

Santa Isabel, 3

Una de sus películas más conocidas de Pedro Almodóvar incluye una escena crucial en el precioso Cine Doré, situado a poca distancia de la parada de metro Antón Martín, convenientemente emplazado junto al bullicioso mercado. En el filme, Benigno (Javier Cámara) se dirige al cine para ver una película muda española antigua, Amante menguante, que más tarde se convierte en un elemento crucial de la historia que se va desarrollando. Con casi un siglo de historia, este cine es desde 1982 el hogar de la Filmoteca Española, y continúa deleitando al público con una bien conservada selección de películas españolas e internacionales en versión original. El interior, hermosamente restaurado en brillante azul y rojo vivo, le da a este cine una dosis adicional de magia y hace que parezca una versión española de Cinema Paradiso.

Museo Chicote, Los abrazos rotos

Museo Chicote, Los abrazos rotos

8. Museo Chicote (Los abrazos rotos, 2009)

Gran Vía, 12

Esta legendaria coctelería ha sido durante mucho tiempo un imán para estrellas de cine y toreros, desde Ava Gardner hasta Luis Miguel Dominguín. Una rápida mirada a la pared basta para observar la colección de fotografías deterioradas que inmortalizan décadas de estimados juerguistas. Almodóvar eligió el bar como escenario de una de las principales escenas de Los abrazos rotos, en la que el personaje de Blanca Portillo se emborracha a base de gin-tonics (una de las bebidas más populares de Madrid) y finalmente revela un secreto crucial para el argumento de la película. Justo detrás del Museo Chicote (aunque sólo se puede acceder desde la calle Reina, 16), encontrarás el también emblemático bar Cock, donde el actor Tamar Novas trabaja como DJ en la misma película.

La Corona de Espinas, La piel que habito

La Corona de Espinas, La piel que habito

9. La Corona de Espinas (La piel que habito, 2011)

Pintor El Greco, 4

Una de las estructuras menos conocidas de Madrid es también una de las más impresionantes. Oficialmente es la sede del Instituto de Patrimonio Cultural de España, pero su forma puntiaguda y circular le han hecho ganarse el nombre coloquial de “la corona de espinas”. Tendrás que recorrer el corto trayecto que hay hasta Ciudad Universitaria para verlo (no lejos del céntrico barrio de Moncloa), pero ver esta maravilla arquitectónica, diseñada por el célebre dúo de Fernando Higueras y Antonio Miró. Merece la pena. Almodóvar usó este ecléctico edificio para una escena en la deliciosamente escalofriante La piel que habito, donde el personaje de Antonio Banderas da una conferencia.

Julieta

Julieta

10.  Barrio de Las Salesas (Julieta, 2016)

Calle de Fernando VI

El último drama de Almodóvar, Julieta, se desarrolla a través de la península Ibérica, desde Galicia hasta los Pirineos. Pero el director no se olvidó de Madrid, eligiendo las calles con más carácter del barrio de Las Salesas para representar a la ciudad en los años 80. La zona, que ha sufrido una transformación impresionante en estos últimos años, era un hervidero de gente el pasado agosto cuando el director y su equipo llegaron para rodar unas pocas escenas con Emma Suárez en la calle de Fernando VI. Mientras que el cascarrabias dueño de un bar, según se dice, no se dejó impresionar, muchos vecinos acudían en masa para intentar vislumbrar la acción. Seguro que los vecinos harán cola ahora en la taquilla para ver su barrio en la gran pantalla este mes de abril.

Tags: , , , ,
 
Arriba